Vinculación con la Fundación Carlos de Amberes

Tras unos largos años de letargo, la Fundación Carlos de Amberes toma de nuevo fuerza entre 1983 y 1992.  Una vez recuperada la condición europea de España mediante su adhesión a la Unión Europea, un grupo de ciudadanos españoles y belgas se propusieron actualizar los fines fundacionales para hacer de esta Fundación en palabras del Rey Juan Carlos,  una herramienta  “ de impulso para el mejor conocimiento de culturas distintas integrantes de una misma identidad europea,  lo que favorecerá la inteligente comprensión del pasado común y un nuevo entendimiento entre pueblos que han optado por un proyecto histórico de comunidad y unión.”

Así, en diciembre de 1992 los Reyes de España Juan Carlos y Sofía, en presencia de los Reyes de los Belgas Balduino y Fabiola, inauguraron la rehabilitación y ampliación de la nueva sede de la Fundación, recuperando, al mismo tiempo, el cuadro El Martirio de San Andrés de Rubens que había permanecido depositado en el museo de El Prado desde 1960 y que forma parte de su patrimonio.

Son numerosas las exposiciones, catálogos, seminarios compendiados en forma de libros, conferencias, conciertos y encuentros que la Fundación ha organizado en Madrid y en otras ciudades europeas, y en especial de Bélgica con ayuda de la Asociación de Amigos.

Desde diciembre de 2019, la antigua asociación de amigos deja de ser un mero instrumento de ayuda a la Fundación para asumir objetivos propios mediante la integración de socios de honor, de socios efectivos y de socios adherentes, todos ellos gobernados por un consejo de administración elegido por la Asamblea General.

En 2020, la antigua Asociación cambió su nombre, su razón de ser y su organización, sin modificar  su status jurídico.

Ahora se llama Asociación Carlos de Amberes.

Web de la Fundación